Cuaderno de bocetos de moda: herramienta esencial para artistas

Un artista siempre está pensando de forma creativa. Y muchas veces, sus pensamientos se convierten en obras… Obras que, desafortunadamente, no terminan de llegar a término al no verse plasmadas en el momento. En este sentido, el cuaderno de bocetos o SketchBook (como se le denomina en la industria del dibujo y la ilustración) se convierte en la herramienta básica para cualquier dibujante, ilustrador, tatuador, creador de videojuegos o artista plástico en general. ¿Quieres saber por qué nunca puede faltar uno en tu cartera? ¡Sigue leyendo!

Contenido

¿Por qué llevar un cuaderno de bocetos siempre contigo?

No lo dudes: como dibujante, el cuaderno de bocetos debe ser tu compañero permanente vayas a donde vayas. Las razones para llevarlo siempre contigo son innumerables, pero hay unas cuantas básicas que te demostrarán su necesidad. Probablemente la más importante sea aquella que se le atribuye a Pablo Picasso: que cuando las “musas” te visiten, te encuentren trabajando. Dicho de otra manera, no esperes a que te venga la inspiración para empezar a dibujar. Dibuja siempre que puedas y la inspiración surgirá de tu trabajo. Para ello, tu cuaderno de bocetos es la herramienta ideal.

¿Te has fijado en ese hombre que viaja en el metro con su cartera y no deja de mirar el móvil? Cáptalo en unos trazos: puede ser el protagonista de tu próximo cómic. ¿Te llaman la atención los restos de una casa en ruinas? Quizás sean un buen escenario para la película de animación que estás diseñando…

5 razones para llevar un cuaderno de bocetos

Hay muchísimos motivos para que tu cuaderno de bocetos te acompañe a donde quiera que vayas. Pero aquí vamos a intentar resumir las razones más importantes para que nunca te lo dejes en casa. Si quieres aprender a dibujar, “pensar con lápiz y papel” es fundamental: puede que más adelante trabajes solo con herramientas informáticas, pero la formación manual es básica. Para ello, tu SketchBook es la mejor herramienta.

  • La musa te encontrará trabajando: Da igual que los dibujos que hagas no sean los mejores o no te satisfagan. Todos te servirán para ir desarrollando el ojo, la mano y las técnicas. No se te quedará nada en el tintero (o el lápiz, el bolígrafo…). ¡Cuántas veces pensamos “eso me vendría genial para un dibujo”! Pero como no tenemos ocasión de captarlo, luego se nos olvida… Es verdad que la cámara del móvil es un sustituto aceptable a veces, pero no sirve para desarrollar la técnica del dibujo rápido al natural. Oblígate a hacerlo y verás lo que puedes conseguir.
  • Adquirirás práctica: Dibujar constantemente sirve para dibujar cada vez mejor. Tú mismo te sorprenderás al ver la evolución de tus creaciones en el cuaderno de bocetos. Además, cuando repases tus dibujos encontrarás muchos que te resultarán interesantes, probablemente más que cuando los realizaste.
  • Probarás nuevas técnicas: El cuaderno de bocetos es el lienzo ideal para probar materiales y técnicas nuevas. No te limites al lápiz o el bolígrafo: atrévete a probar con rotuladores, plumas para color, ceras… E intenta añadir texturas y elementos “encontrados” para darle vida e interés. Hojas secas, billetes de metro, fotos recortadas… ¡Las posibilidades son infinitas!
  • Podrás anotar todo tipo de ideas: El cuaderno de bocetos no solo es un buen lugar para dibujar. También es el mejor compañero para guardar y recoger todas tus ideas escritas. Historias para cómics, animación o videojuegos; ideas para personajes; relatos breves… No hay límite para todo lo que puedes anotar.

¿Cómo debe ser un buen cuaderno de bocetos?

Probablemente pienses que cualquier libreta te puede servir como cuaderno de bocetos. Bueno, la verdad es que se trata de una decisión muy personal. Pero si quieres utilizar determinadas técnicas o deseas llevarlo siempre contigo, debería tener algunas características mínimas. Lo mejor es elegir un cuaderno con hojas blancas lisas, sin cuadrículas ni líneas. Busca hojas de papel con una calidad mínima: piensa que si pintas con agua o tinta, un papel malo se puede deformar o incluso romper. Además, un papel grueso te permitirá dibujar por ambos lados sin que se trasluzca el trabajo de la página anterior.

Piensa también dónde vas a llevar tu cuaderno de bocetos. Si sueles ir con mochilas o carteras, un A4 es un buen tamaño. En caso contrario, tendrás que buscar algo más pequeño que te resulte cómodo. También puedes tener más de un cuaderno: uno más grande para trabajos más complejos y otro pequeño para bocetos rápidos.

Para aprender a dibujar, el cuaderno de bocetos es una herramienta esencial. Pero no es la única. Infórmate sobre nuestro workshop de dibujo al natural para aprender cómo sacar partido a todas las escenas que te surgirán cada día. Durante el curso aprenderás todo lo que necesitas saber sobre materiales, soportes, técnicas y elementos de composición, y podrás desarrollar todos estos aspectos en las páginas de tu cuaderno. Pero si quieres ir un paso más allá, porque sabes que dibujar te encanta pero ilustrar es tu pasión, con el curso de ilustración, publicidad y diseño lograrás adquirir los conocimientos necesarios para desarrollar tu carrera profesional en la industria de la ilustración. ¡Sorpréndete a ti mismo con todo lo que puedes llegar a hacer y lograr!

¿Qué tipo de hoja tiene un SketchBook?

Los cuadernos de bocetos (Square) están disponibles en 11 colores diferentes. Ideal para dibujar en una mesa.

Todos los cuadernos de bocetos tienen un papel blanco puro de 180 g/m² y por lo tanto son perfectos para tus dibujos. Con 96 páginas, un bolsillo reforzado, marcador de página, banda elástica para cierre, cuaderno cocido que abre completamente, sticker para etiquetado y archivado, y papel libre de ácido, el cuaderno de bocetos es una herramienta de calidad que te permitirá dar rienda suelta a tu creatividad.

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte contenidos y servicios personalizados a través del análisis de la navegación. Acéptalas o configura sus preferencias. Más información